21/5/12

LA QUILLA DE TU NAVÍO - Ana Belén-Víctor Manuel

Una de las primeras canciones que me acompañaste cuando comencé a cantar en solitario, Mario. ¡Cómo suena ese piano! "Esa mano izquierda inconfundible", como decía mi padre, que tanto te admiraba.
Te dedico hoy "La quilla de tu navío" para que con ella puedas regresar pronto a tu música, la gran pasión que tanto te acompañó en tu camino.
Te quiero, Mario.